El espolón calcáneo ¿qué es y cuál es la mejor manera de tratarlo?

¿Has notado un intenso dolor en el talón recién levantado?

Quizás tengas el conocido #espolóncalcáneo.

En ocasiones se produce un recrecimiento de hueso, en forma de espina de rosal, en la parte posterior de la planta del pie, concretamente en el hueso calcáneo (hueso que forma el talón del pie). Éste se forma a consecuencia de una acumulación de cristales de ácido cálcico o ácido úrico.



Foto: granadatraumatólogo.

Esta espina pincha sobre la fascia plantar irritando los tejidos y produciendo un dolor punzante al pisar. Cabe decir que el dolor incrementa, sobre todo, cuando nos levantamos por la mañana de la cama y nos ponemos de pie, tras estar sentado durante mucho tiempo o al realizar actividades como caminar o correr.


No es lo mismo que la #fascitisplantar, y no hay que confundirlos aunque a veces se dan conjuntamente. La fascitis es el aumento de tensión general de la fascia plantar cuando esta tensión es más incidente en la inserción, para poder soportar mejor esta tensión, se produce el recrecimiento óseo llamado #espolón.


Los factores que incrementan la probabilidad de desarrollar un espolón son:


· Pie plano o muy cabo.

· Sobrepeso.

· Corredores o deportes de impacto sobre superficies muy duras.

· Utilizar calzado muy duro o tacones durante tiempo prolongado.


En términos generales puede aplicarse un tratamiento conservador o quirúrgico. Pero dentro de la #fisioterapia encontramos modos considerablemente efectivos.


En #BalanceMedicalCenter optamos por el tratamiento con ondas de choque con un 96% de efectividad. Las #ondasdechoque rompen el espolón y mejoran la circulación de la zona por eso es de las técnicas más efectivas para esta patología.


La cirugía es una opción, pero nosotros no la recomendamos hasta última e inevitable instancia.


Al crearse un cúmulo de micro cristales de calcio y ácido úrico, la alimentación es un factor fundamental que genera este problema y por tanto, también se puede resolver. Se deben eliminar la leche y sus derivados, las carnes rojas y embutidos, el tomate y el espárrago, y reducir en lo posible los dulces. En definitiva llevar una dieta alcalinizante para mejorar la función del riñón.


También considero básico una vez finalizado el tratamiento con ondas de choque acudir al #podólogo, este nos podrá pautar mejor que nadie las #plantillas más adecuadas para nuestro caso particular. Creemos que es básico el repartimiento de cargas idóneo y la corrección en la marcha de estos pacientes.


En nuestra clínica son múltiples los casos de éxito uniendo estas dos terapias y dirigiendo estos casos de manera interdisciplinar.


Cristina Macía.

Fisioterapeuta.

FISIOTERAPIA · OSTEOPATÍA · PODOLOGÍA · NUTRICIÓN · ESTÉTICA